Mustia hasta los huesos

martes, agosto 14, 2007

Una mustia en Madrid 3...

Y continuando con mi recorrido por tierras madrileñas, no les he comentado que tragué como cerdaaa!!!, ohhh mis cargos de conscienciaaaa. Para comer ricooo, Madrid es la ciudad idónea, pues comes de todoooo y con muy buen sazón. Pasando por la tradicional paella, las gambas (camarones), tablas de jamón de todos los tipos que te puedas imaginar, costillas de cordero, papas y más papas, cochino o lechón, que por cierto estaba riquísimo en el Café Gijó, testículos de no se qué diablooosss (que no estaban tan mal), las ricas y extrañas migas (típica de Toledo), pizza, pastas, etcc... Ohhh sí me acuso de haberle entradooo a todo esooo, claro sin mencionar los postres... oohh no más!!!

Bueno, ya que entendieron que en Madrid se come y se come biennn, continúo describiéndoles mi viaje. Al siguiente día, de donde me quedé... mi mustio amigo de tierras lejanas y su servidora, adquirimos un tour por la provincia de Toledo, pequeña ciudad a treinta minutos en autobús de la ciudad madrileña. Nuestra salida fue a las 9 de la mañana y a las 9:35 aproximadamente cuando haríamos arribo una de las provincias medievales más bellas y bien conservadas que poseé todavía España.



Antes de llegar nos detuvimos para tomar fotos de la maravillosa vista panorámica de la ciudad antigua de Toledo cruzando por el puente de San Martín, de la cual quedé enamorada. Bajamos a la ciudad y comenzó nuestra odisea de subir y bajar callecitas, callejones, pasillos, escaleras, etccc. En compañía de nuestro guía y una docena de turistas más, nos dirigimos a conocer la máxima pintura de El Greco "El entierro del Conde de Ordaz" que se encuentra en la iglesia de Santo Tomás. Recorrimos las empedradas calles hasta llegar a una casa de un escultor, donde se encuentran expuestas los retratos de los 12 apóstoles y Jesús pintados también por El Greco.



Caminamos hasta llegar a la asombrosa Catedral de Santa María de Toledo, cubierta de enormes retablos, enormes bóvedas, cúpulas bellamente pintadas, coloridos vitrales en forma de rosetones, techos cubiertos de oro, hermosas pinturas de grandes artistas del renacimiento y un enorme y enrejado altar. Sencillamente hermosooo.



Es asombroso la cantidad de elementos árabes que se funden con la arquitectura religiosa y de la ciudad, dándole un toque de misticismo y sobriedad. Si no me creen solo vean las imágenes.




Un poco más tarde, después de comer las famosas y tradicionales "migas", que por cierto, son migajas de pan con aceite de oliva, chorizo y uvas (ricas, ricas), nos dirigimos a dar por teminada nuestra visita, a un taller artesanal donde se realizan con gran maestría delicada joyería con hilos de oro, armería de tipo medieval (adornos claro está), y otros artículos hechos de metal con incrustaciones de plata y oro. (carísimo, carisísimoo!!)


Solo puedo terminar este post, diciendo qué bello es Toledo, machooo!!!



Continuará...
Chaitoo
La mustia

2 Comments:

At 9:36 a. m., Blogger Mustia hasta los huesos said...

PARA LOS QUE SIGUEN DUDANDO, SÍ YO TOMÉ LAS FOTOSSS... NO LAS SAQUÉ DE NINGUN OTRO LADO. ASI ES QUE AGUAS, QUE TIENEN DERECHOS RESERVADOS EHHH???

BESITOS Y YA COMENTEN!!!
La mustia

 
At 11:13 a. m., Blogger ∂Væ ƒæNiX™ said...

Mustia se ve que te aburriste y mucho, por tus terrenos mustios y lejanos de los mexicanos, ya te imagino a ti por esos laredos has de haber hecho Troya por donde pasabas... saludos!

 

Publicar un comentario

<< Home